Año Nuevo Calendario Nuevo

Ahhh la resaca de otra Nochevieja… Tras otro empacho de langostinos y consabida timba de mus y julepe me siento delante del ordenador pensando en el balance del año que se ha ido. Curioso año, sí señor. Por lo menos en mi caso ha tenido bastantes contrastes. Desde grandes triunfos personales, momentos de imborrable recuerdo, hasta desagradables situaciones que sin duda dejarán una huella, otra cicatriz en mi rostro.
Ante todo me quedo con la parte buena. 2005 ha sido el año en que acabé la carrera, el año del erasmus, el año en que os conocí, el año de mi primer empleo… Desde luego no todo fue malo, al fin y al cabo. Más bien hubo grandes momentos, de esos que se cuentan a los nietos, y sobre todo el germen de grandes amistades.
Al descolgar el calendario de la pared de mi habitación, con una foto del Weihnachtmarkt, no puedo dejar de sonreir.
Esperemos que este año todavía nos guarde grandes sorpresas.
Feliz 2006 a todos.
 
Esta entrada fue publicada en Personal. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s